bandera

Las diferencias entre tubería de PVC y conducto de PVC

Como fabricante de conductos de PVC, somos conscientes de que los conductos de PVC y las tuberías de PVC a menudo pueden confundirse debido a su apariencia y material similares. Sin embargo, es fundamental comprender las diferencias entre estos dos productos para garantizar su uso y eficacia adecuados. En esta publicación de blog, brindaremos una discusión completa sobre las diferencias entre los conductos de PVC y las tuberías de PVC.

Construcción y Diseño

Los conductos de PVC están diseñados específicamente para cableado eléctrico y son más delgados y flexibles que los tubos de PVC. Están disponibles en diferentes colores, incluidos blanco, gris y negro, y están destinados a proteger y dirigir cables eléctricos para aplicaciones subterráneas y aéreas. Por el contrario, las tuberías de PVC están diseñadas para fines de fontanería y suministro de agua. Generalmente son más gruesos y rígidos que los conductos de PVC y están disponibles en una variedad de tamaños y colores.

Aplicaciones

Los conductos de PVC se utilizan principalmente para proteger y dirigir cables eléctricos para aplicaciones tanto en interiores como en exteriores. Las tuberías de PVC, por otro lado, están destinadas al transporte de fluidos, como agua y aguas residuales, y están construidas para soportar altas presiones y temperaturas.

Propiedades materiales

Los conductos de PVC están diseñados para ser resistentes a la intemperie y retardantes de llama, lo que garantiza que los cables eléctricos que contengan estén protegidos de los elementos. Por el contrario, las tuberías de PVC están diseñadas para soportar cambios de presión y temperatura, lo que las hace ideales para transportar fluidos. Además, las tuberías de PVC son resistentes a la corrosión, lo que las convierte en una opción duradera para aplicaciones de plomería.

Instalación

Los conductos de PVC generalmente se instalan con herramientas especializadas, como cortadores y dobladores de conductos. El proceso de instalación implica pasar cables eléctricos a través del conducto y asegurarlos en su lugar con sujetadores. Las tuberías de PVC, por otro lado, generalmente se instalan con pegamento para PVC o un adhesivo similar para crear un sello hermético entre las juntas. Las tuberías de PVC también se instalan con herramientas especializadas, como cortatubos y llaves.

Tamaño de tubería de PVC VS. Tamaño del conducto de PVC

La cédula 40 es el tipo de tubería de PVC más utilizado. Aquí hay una tabla para ilustrar los tamaños comunes:

tabla tenue de tuberías de pvc sch40

El conducto de PVC Schedule 40 es también el tipo de conducto de PVC más utilizado. Aquí hay una tabla para ilustrar los tamaños comunes:

tabla tenue de conductos de pvc horario 40

Estándares y códigos

Tanto los conductos de PVC como las tuberías de PVC están regulados por diferentes normas y códigos en función de su finalidad prevista. El cumplimiento de estos estándares y códigos es crucial para garantizar el uso seguro y eficaz de estos productos. Por ejemplo, los conductos de PVC suelen estar clasificados para exposición a la luz solar y a la intemperie, mientras que las tuberías de PVC están clasificados para presión y temperatura.

Distancia entre la tubería de agua y el conducto eléctrico

Generalmente, los sistemas de agua, gas, alcantarillado y todos los sistemas eléctricos deben estar separados y mantenidos a una distancia específica entre sí. Durante la instalación, se debe observar un espacio horizontal mínimo de 12 pulgadas entre los sistemas de conductos eléctricos y las líneas paralelas de agua, alcantarillado o gas.

¿Puedo utilizar tuberías de PVC para conductos eléctricos?

Normalmente, las tuberías de PVC estándar no son adecuadas para usarse como conductos eléctricos. A pesar de sus similitudes visuales, existen distinciones significativas que los hacen incompatibles para los propósitos de cada uno:

  1. Resistente al fuego: Los conductos eléctricos de PVC incorporan cualidades ignífugas ausentes en las tuberías de PVC convencionales. Esta característica es vital para la seguridad eléctrica, evitando la propagación del fuego en escenarios que involucran sobrecalentamiento o chispas eléctricas.
  2. Integridad estructural: Los conductos eléctricos de PVC tienden a ser más robustos y menos propensos a la fragilidad que las tuberías de PVC normales. Esta mayor durabilidad garantiza que los cables contenidos en su interior permanezcan protegidos contra posibles daños causados por fuerzas externas.
  3. Cumplimiento de las normas de seguridad: Fundamentalmente, los códigos de construcción exigen el uso de materiales designados para conductos eléctricos. Las tuberías de PVC estándar no cumplen con estos estrictos estándares de seguridad, lo que las hace inadecuadas para instalaciones eléctricas.

En conclusión, aunque los conductos y las tuberías de PVC pueden parecer similares, están diseñados para aplicaciones diferentes y tienen propiedades distintas. Es esencial comprender estas diferencias para garantizar que se utilice el producto correcto en cada situación.

es_CLES
Vuelve al comienzo